SUSJ

ANTECEDENTES

LA BÚSQUEDA

Tras su última posición conocida en el área del Golfo San Jorge; el submarino ARA “San Juan” se convirtió en el objetivo de un operativo internacional de búsqueda. A tal fin, la Armada Argentina, como responsable de la Agencia Nacional SAR (Servicios de Búsqueda y Rescate), conformó un Estado Mayor Naval Combinado en el Comando de Adiestramiento y Alistamiento (COAA), con sede en la Base Naval Puerto Belgrano.

El Estado Mayor estuvo integrado por personal de la Flota de Mar, Aviación Naval, Infantería de Marina y Fuerza de Submarinos; sumando también a oficiales de enlace de las Marinas de los Estados Unidos, Reino Unido y Federación Rusa. De este modo se compatibilizó esfuerzos y optimizó la búsqueda.

Durante los primeros 120 días de búsqueda se investigaron 78 contactos. En ese proceso participaron 15 unidades de superficie y medios aeronavales (aviones B-200, Turbo Tracker, y helicópteros Fennec). Además, se contó con apoyo de la Fuerza Aérea, Ejército y las Fuerzas de Seguridad Nacional; así como también medios provenientes de cinco países extranjeros: Brasil, Chile, Estados Unidos, Federación Rusa y Reino Unido.

Si bien los resultados no fueron positivos, el compromiso asumido con los 44 tripulantes del submarino ARA “San Juan” y sus familias, motivó un esfuerzo incansable y el trabajo a destajo de cada uno de los integrantes de la Armada Argentina.

Así, una vez que el buque oceanográfico “Yantar” de la Federación Rusa emprendió el regreso a su país (luego de un trabajo sostenido de casi 5 meses), unidades de la Flota de Mar continuaron rastrillando la zona en búsqueda de nuevos contactos. Durante este proceso se registraron diecisiete puntos que fueron entregados con su respectiva geolocalización a la empresa norteamericana Ocean Infinity, ganadora del proceso licitatorio para su verificación.